Los Knicks vetan de forma permanente a Charles Oakley, no quieren verlo ni en pintura!

Los incendios no dejan de crecer y la imagen de la franquicia New York Knicks se resiente por momentos en los últimos días. Después de los antiestéticas líneas cruzadas con Carmelo Anthony o de vivir un dantesco episodio en la detención de Charles Oakley, la novela continúa. Y vuelve a salpicar a la franquicia de lleno. James Dolan (propietario) ha anunciado un veto total a Oakley, posiblemente de por vida, y le acusa abiertamente de tener problemas de conducta y con el alcohol. Y por si fuera poco, ha habido despidos en el cuerpo de seguridad del Madison Square Garden tras lo ocurrido.

Tan crudo como suena. James Dolan y los Knicks acaban de vetar a Charles Oakley para entrar al MSG, en principio de por vida, tal como ha informado Michael Kay, periodista de ESPN después de entrevistar al mismo propietario de la entidad. Ni aunque comprase su entrada rigurosamente podría el exjugador de New York acudir a una cita con los Knicks y el Madison.

No obstante Dolan aclaró en la entrevista con Michael Kay que la prohibición no tiene por qué ser necesariamente “de por vida” y que dará “más detalles” en los próximos días.

Las palabras del propietario de New York hacia Oakley no terminaron ahí. Y tampoco fueron precisamente de fogueo conciliador. Dolan deslizó que el exjugador tiene un “problema con la ira” y “puede que tenga un problema con el alcohol”. El ataque es masivo e hiriente, y viene además de una persona que superó sus deslices con la bebida.

Al hilo del incidente entre Oakley y la seguridad del MSG el pasado miércoles, Dolan también ha insinuado que el exjugador de NY actuaba bajo los efectos del alcohol. Esa versión podría haber sido compartida por algunos miembros de la seguridad del estadio (siempre según las palabras vertidas por Dolan).

Despido jefe de seguridad

Por si fuera liviana la explosión y posterior caos, todavía hay más. Uno de los jefes de seguridad del Madison Square Garden ha sido despedido de su cargo profesional tras el incidente con Oakley, tal como han informado los medios estadounidenses este viernes.

En este caso la ejecución ha correspondido a The Madison Square Garden Company, empresa que gestiona lo referente al mítico santuario neoyorquino. O sea, James Dolan no se habría manchado las manos directamente; sin embargo la explicación del despido sí podría estar muy emparentada con el mandario y su franquicia.

“Charles (Oakley) no debería de haber llegado a su asiento en el estadio”, fue la contestación del propietario como respuesta a la destitución de Frank Benedetto (ya ex vicepresidente de seguridad del pabellón).

Actuación sobre Oakley

Las fuentes consultadas por el portal The Undefeated no pudieron corroborar si el despido de Frank Benedetto guarda relación con la actuación ejercida sobre Charles Oakley el pasado miércoles. Sin embargo, resulta bastante casual la temporalidad de ambos acontecimientos.

Las fuerzas encargadas de la seguridad del MSG prendieron a Charles Oakley después de que éste, según la versión de los Knicks, se dispusiese a acercarse a James Dolan de manera brusca. La seguridad del recinto tuvo que emplearse de lo lindo ante un Oakley que ofreció resistencia y que, finalmente, fue expulsado del perímetro.

Otra fuente consultada confirmó a The Undefeated que el despido no supone un cataclismo en la plantilla de The Madison Square Garden Company. La explicación reside en que Benedetto llevaba trabajando seis meses en su ya ex puesto profesional. “No hablamos de un despido de una persona que llevase 30 años”, aseguraba la citada fuente.

Defensa de la NBA

Aunque los Knicks acusaban directamente a Oakley de provocar todo el humo levantado, el exjugador de los Knicks defendió su inocencia en los hechos. Es más, muchas estrellas actuales de la NBA salieron en su defensa y censuraron la actuación y gestión del conflicto llevada a cabo por New York.

Sobre Phil Jackson

También tuvo tiempo Dolan para responder preguntas acerca de la dirección marcada por Phil Jackson, presidente de operaciones de los Knicks. La palabra del mítico exentrenador ha sido ciertamente cuestionada debido al trato ofrecido a Carmelo Anthony, estrella del equipo. Los Knicks, guiados por Jackson, han ofrecido al alero a todos los interesados posibles, y están decididos a traspasarle casi a cualquier precio. Dolan cierra filas ensalzando el trabajo de Phil.

“Literalmente, cedí todas las operaciones de baloncesto a Phil y Steve (Mills, general manager). Voy a hacer honor a ese acuerdo hasta el final. He dejado a Phil que maneje absolutamente toda la franquicia y pretendo seguir haciéndolo todo lo que dure el acuerdo”, alegó Dolan al respecto.

Mala imagen jugadores

El incendio continúa. Es prácticamente insostenible y lo peor es que todo está perjudicando a los Knicks como franquicia. En este momento, la entidad de la Gran Manzana no resultaría un lugar tranquilo y apacible para absorber agentes libres importantes. En cada nuevo episodio, pierde New York.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *